11.10.08

¿Qué encuentras en los antros?


Ventajas que ofrecen los antros a los y las jóvenes.
Detrás de un simple sentimiento de alegría y diversión, los antros trascienden en la vida de muchos jóvenes al proporcionarles un espacio de identificación que muchas veces puede constituir un interés primordial. Los y las jóvenes encuentran en los antros: emoción, aventura, nerviosismo, alegría, diversión, desinhibición, euforia, excitación y reventón. En esos momentos de diversión, los amigos son fundamentales por el sentido de pertenencia que proporcionan.

Situaciones de riesgo.
El hábito de salir en la noche, regresar en la madrugada y consumir bebidas alcohólicas en exceso puede afectar de alguna manera a los y las jóvenes y para no pocos se convierte en prácticas de riesgo ocasionando que sus relaciones familiares se deterioren.

Los jóvenes se exponen a situaciones de riesgo cuando existe el alcohol sin medida de por medio, a dosis bajas los desinhibe, se muestran eufóricos y en dosis altas es un depresor del sistema nervioso que puede bloquear la conciencia, lo que los puede hacer vulnerables a otro tipo de riesgos.

Existen ambivalencias en cuanto a la forma de comportarse de los jóvenes, por un lado se dice: "en el antro puedes ser tú mismo ya que tu forma de comportarte es auténtica y acorde a tus gustos e intereses", pero también existen aquéllos que para tratar de socializar tienen que asumir determinada personalidad que les exige encasillarse en ciertos estereotipos no del todo positivos en algunas ocasiones, por ello se enfrentan a situaciones de riesgo, por ejemplo, si un chavo o chava no acostumbra beber y si los demás toman, él o ella lo hacen, si los demás ligan, ella o él ligan.

De acuerdo a la experiencia del psicoterapeuta José Ángel Aguilar, los jóvenes disfrutan mucho de los antros, ya que es muy placentero, y por consiguiente de manera recurrente vuelven a buscar ese momento de disfrute. Obviamente, señala, será más placentero si ellos están conscientes de sus actos y de la responsabilidad que conlleva tener una relación sexual en un antro, con alguien que apenas acaban de conocer, o si utilizaron o no algún método para evitar infecciones de transmisión sexual o un embarazo. Algo que es muy común es que los chavos que traen condones en su cartera a la mera hora no se acuerdan de sacarlo.

En conclusión, el antro constituye un espacio de esparcimiento con ventajas y desventajas donde habrá que aprender a disfrutar responsabilizándose de las situaciones que se puedan dar. Desde luego una comunicación abierta y asertiva entre padres e hijos es fundamental para prevenir conductas de riesgo.

Sugerencias Bibliográficas:
· Fernández Francisco, Givaudan Martha, Pick Susan, Dejar volar a tu adolescente, libro para papás y mamás, Editorial IMIFAP, México 2002, 189p.
· Apter Terri, El mito de la madurez en la adolescencia, Cómo ayudar a tus hijos a convertirse en adultos, Traducción: Julio Menezo, Editorial Paidós, España 2004, 278p.
· Crispo Rosina y Guelar Diana, La adolescencia: manual de supervivencia, Gúia para hijos y padres, Editorial Gedisa, México 2004, 259p.

Canalizaciones:
Red, Democracia y sexualidad, Demysex, A.C.
55-24-94-96
Adolescentes, S.C. Atención Medica y Psicológica
55-43-5519 y 55-36-18-63.
Centro De Orientación Para Adolescentes A.C. Cora
55-59-84-50 y 55-59-84-51.
Sin Relaciones Destructivas. A.C.
53-42-62-27

1 comentario:

ChaViaN dijo...

A mi parecer es una buena crítica, no en favor ni en contra de ello, es decir, objetiva y acertiva. Pero detrás de todo creo encontrar un acto conciente de individualismo matizado colectivamente a lo que conlleva a una fractura social más que una socialización estable. La clave en frecuentar ese tipo de experiencias se basa en el disfrute y deleite del placer, ahora bien, qué es el placer?

Muy buena publicacíón.

chavian10@hotmail.com

espero más ideas al respecto...